El regreso de Nadal continúa en los octavos ante Kubler

1
40
El tenista español Rafael Nadal después de su victoria ante Dominic Thiem en Brisbane, la primera después de once meses de lesión. (Jono Searle/AAP)
El tenista español Rafael Nadal después de su victoria ante Dominic Thiem en Brisbane, la primera después de once meses de lesión. (Jono Searle/AAP) (AAP/)

Rafa Nadal debutó el martes en el cuadro individual en Brisbane de la mejor manera. Lo hizo con una contundente victoria ante el austriaco Dominic Thiem por 7-5 y 6-1. Optó por la capital de Queensland como pista confidente para regresar a la competición después de once meses de lesión y casi un año retirado de las pistas. Lo hizo primero el domingo junto a su entrenador Marc López en el partido de dobles (perdieron ante Max Purcell y Jordan Thompson por doble 6-4). Al término del partido, el manacorí se encontraba “contento” ante “un gran público” y después de uno “los peores años” de su vida. Lo cierto es que Rafa había vuelto en su mejor versión, mostrándose de nuevo competitivo. Será el jueves cuando se mida en octavos de final ante el australiano Jason Kubler no antes de las 9:30 a.m. hora peninsular.

Saltaba a la pista del Pat Rafter Arena acogido por una gran ovación del público. Por fin había llegado el regreso deseado de Nadal. El campeón de 22 grandes y el 209 semanas como número uno regresaba. Lo cierto es que en condiciones muy diferentes e inusuales para el español. Nadal, que pocas veces ha abandonado el Top-10 en su carrera, se reestrenaba con un puesto 672 en el ranking. El más bajo de su trayectoria. Esto obligaba a que las asistencias de Rafa a los torneos se basen en invitaciones recibidas o por medio del ranking protegido.

Te puede interesar: Nadal regresa a la competición en forma y con una victoria sin complicaciones

Si bien en los objetivos de Rafa no se encuentran, en estos momentos de principios de temporada, ganar títulos o subir puestos en el ranking, ya lo está haciendo indirectamente. Con la victoria ante Dominic Thiem, Nadal escaló hasta la cuarta posición como tenista más ganador de la historia (por detrás de Novak Djokovic, Roger Federer y Jimmy Connors) y sumó 25 puntos y una subida de 131 puestos en la clasificación. Comenzó con 45 puntos y en el puesto 672, y después de su triunfo se coloca con 70 y en la posición 541. El jueves, si logra superar al australiano Jason Kubler sumará otros 25 puntos, con los que rondaría la plaza 450. Si se lleva el título se situaría cerca del Top-200, en un camino que pretende poder acceder a los Grand Slam por sus propios méritos.

El rival de Nadal en octavos

El tenista australiano Jason Kubler (EFE / EPA / Daren England)
El tenista australiano Jason Kubler (EFE / EPA / Daren England)

El jueves en el penúltimo partido de la pista central de Brisbane, el español se medirá con el local Kubler, que accedió a octavos tras la retirada de Karatsev. El australiano ha tenido que pasar hasta en seis ocasiones por quirófano por un problema congénito en las rodillas. Kubler, que llegó a ser número uno del mundo junior y que rompió la barrera del Top-100 gracias a esfuerzo y sacrificio, es el actual ganador del Open de Australia en dobles. A sus 30 años, parece atravesar un buen momento en su carrera deportiva.

Este será el primer enfrentamiento entre ambos, dos jugadores que han protagonizado una lesión que pausó sus carreras, pero que han sabido regresar a la competición. Cada uno a su manera y cada uno en su lugar, son dos ejemplos de perseverancia y de constancia para lograr los objetivos marcados.

Los comentarios están cerrados.